Dios está cerca de ti

Es muy común, al enfrentarnos con problemas, que seamos tentados a creer que Dios no nos quiere o que se alejó de nosotros. ¿Será? A veces, el desánimo es tan grande que no conseguimos ni siquiera orar, ni sentir la presencia de Dios. Pero, Él está presente. En el Salmos 34, versículo 18, está escrito: “El Señor está cerca, para salvar a los que tienen el corazón hecho pedazos y han perdido la esperanza”. Por eso, aun cuando estés sufriendo mucho, acuérdate de que en esos momentos son cuando Dios se aproxima aun más de ti. Confía en Él. ¡Dios está cerca de Ti!

Oremos: Gracias, Señor, por estar cerca de mí cuando más te necesito. Pido perdón por muchas veces haber dudado de esto. Dame fuerzas para superar mis aflicciones. Amén.

“El Señor está cerca, para salvar a los que tienen el corazón hecho pedazos y han perdido la esperanza” (Salmos 34:18)

Anuncios