Utilice el casco y la espada de Cristo

Todos tenemos historias que contar de las personas que se golpearonla cabeza. Esun área muy sensible que necesita extremo cuidado y protección. Aún sin tantos conocimientos científicos, el apóstol Pablo dice: “Que la salvación sea el casco que proteja vuestra cabeza, y que la palabra de Dios sea la espada que os da el Espíritu Santo” (Efesios 6:17). Si el casco protege lo primordial, o sea, la pieza más sensible del cuerpo humano, eso quiere decir que la salvación es lo más importante. Sin duda, la salvación en Jesús es el escudo protector que mantiene la vida, aquí y enla eternidad. Conel casco y la espada de Cristo no necesitamos tener miedo, pues el mismo Cristo nos da la victoria.

Oremos: Amoroso Dios, gracias por la salvación que recibimos por medio de tu Hijo Jesús, el casco especial que nos protege. Amén